Powered by JLSuperBanners
  • default color
  • color1 color
  • color2 color
  • color3 color

gb 7

Victoria de España ante Montenegro (27:23; 13:11 en el descanso) en el encuentro disputado en el Palacio de Deportes Campclar, correspondiente a la final de los XVIII Juegos del Mediterráneo Tarragona 2018. Las Guerreras han conseguido, con este triunfo, la medalla de oro en la cita olímpica mediterránea, reeditando el éxito que se logró en Almería 2005.

La selección española imprimía desde los primeros minutos un rápido ritmo de juego, intentando romper físicamente a una Montenegro que llegaba muy desgastada a esta gran final. Un parcial de 2:0 alrededor del minuto 10, con un tanto de Jennifer Gutiérrez desde los 7 metros, otorgaba la primera ventaja al conjunto de Carlos Viver (6:4).

Entonces aparecía en portería una de las grandes protagonistas del choque: Mercedes Castellanos. La guardameta ciudadrealeña se encargaba una y otra vez de desquiciar a las jugadoras montenegrinas, incapaces de encontrar soluciones a esta situación y a la defensa 6:0 planteada por las Guerreras. España se gustaba sobre la pista, y la ventaja alcanzaba los 4 tantos (9:5), obligando al seleccionador balcánico a pedir tiempo muerto.

Surtiría efecto este parón en el partido, ya que Montenegro endosaría a continuación un parcial de 0:4 para empatar la contienda (9:9). La selección española acumulaba casi 10 minutos sin anotar, en el mayor momento de crisis para las de Carlos Viver en la final, una situación resuelta con un tanto de Judith Sans. Ese gol daba alas de nuevo a las Guerreras, que finalmente se marchaba al descanso con un 13:11 firmado sobre la bocina por Jennifer Gutiérrez.

En la reanudación, España iba a ser capaz de frenar a la principal amenaza montenegrina, Djurdjina Jaukovic -9 goles-, a través de varias defensas mixtas sobre ella misma o alguna de sus compañeras. Si a este hecho le sumamos la constante aportación de Mercedes Castellanos y la aparición estelar de una Alicia Fernández -8 goles- en estado de gracia, la combinación aupaba a las Guerreras hasta un 21:15 en el minuto 45 que invitaba, y mucho, al optimismo.

La conexión de Algeciras, Paula Valdivia y Jennifer Gutiérrez, se encargaban en los minutos posteriores de dar la máxima ventaja del encuentro a la selección española, con un 24:17 a falta de 9 minutos que parecía definitivo. Montenegro, en un último intento a la desesperada, reducía diferencias con un parcial de 0:3 (24:20), pero el tiempo muerto de Carlos Viver y la templanza de las Guerreras en los últimos ataques hacían imposible cualquier posibilidad de sorpresa en Campclar.

Pitido final, se desataba la euforia sobre la pista. Las Guerreras se proclamaban campeonas de los XVIII Juegos del Mediterráneo Tarragona 2018 con un 27:23 que evidenciaba la superioridad mostrada por España a lo largo de la gran final. Primer título, primera medalla de oro, en la etapa de Carlos Viver como seleccionador nacional, en un torneo en el que la selección española ha finalizado invicta y en el que ha demostrado carácter y un gran nivel a pesar de las novedades y la juventud del bloque.